Oculus Rift, ¿crónica de un éxito anunciado?

En el día de hoy comienza la preventa de uno de los productos más anticipados de los últimos tiempos. Se trata del Oculus Rift, un casco de realidad virtual que nos propone una nueva forma de consumir contenidos. Quizás no tan nuevo, ya que el concepto viene de hace décadas, pero por primera vez existe un dispositivo masivo que lo va a hacer realidad.

La historia comienza en el 2012 cuando un joven Palmer Luckey, con solo 20 años, decide financiar su sueño a través de Kickstarter.  La idea inicial era conseguir 250.000 dólares, pero parece que el concepto entusiasmó a más de uno, ya que terminó juntando 10 veces lo esperado. Y eso fue solo el comienzo. En 2014 la empresa es adquirida por Facebook, por una astronómica cifra de 2 billones de dólares. Si, parece que Mark Zuckerberg tenía muchas esperanzas en este proyecto.

Oculus-Rift-lentes

Todo este recorrido nos lleva al día de hoy, donde comienza la preventa de este producto que será en principio vendido en 20 países del primer mundo. Tiene un precio inicial de 600 dólares, y no debemos olvidar que este dispositivo necesita de una computadora muy potente para poder correr de manera decente los juegos en los cuales nos vamos a sumergir, que debería costar alrededor de mil dólares. Si te sorprendiste de todos estos números, no te preocupes, el aún joven Palmer Luckey nos advirtió que la realidad virtual va a ser al principio algo que muchos van a querer, antes de convertirse en algo que muchos puedan tener. Según su proyección, en los primeros dos años de vida, va a ser un producto exclusivo para gamers de cepa, y algún que otro entusiasta de la tecnología.

El 2016 es el año de la realidad virtual, donde tendremos Oculus Rift, pero también competidores. Sony va a apostar a Playstation VR, mientras que Steam junto a HTC lo hacen con Vive. Y sabemos que la competencia siempre es bienvenida, a la larga mejorará los productos y reducirá los precios.

Sin embargo, hacia finales del 2015 tuvimos un primer acercamiento a este futuro que es casi presente. La misma gente de Oculus, en compañía con Samsung, lanzó un pequeño híbrido llamado Gear VR. Se trata de un casco que utiliza a tu propio celular para generar la realidad virtual. Recordemos que los celulares de última generación pueden tener un rendimiento comparable a las computadoras de hace algunos años. Fue una primera prueba para ver como reaccionaba el público, y han obtenido sobresalientes resultados. El pequeño dispositivo se quedó sin stock antes de salir a la venta el 20 de Noviembre pasado, y al día de hoy sigue siendo difícil de conseguir. Hay una pequeña letra chica con el Gear VR, solo funciona con 4 celulares Samsung: S6, S6 Edge, S6 Edge+ y Note5. Tantas limitaciones nos hablan de que se trató de un pequeño anticipo, una manera de testear al público, al producto, y sobre todo la idea de que la gente se deje abrazar por otras realidades.

Han sido 4 años de muchas expectativas, por lo que es momento de realmente saber si la realidad virtual es algo que va a cambiar la forma en que consumimos películas, juegos y experiencias, o si no es más que espejitos de colores.

Comments

comments