TOP 3 Electronica – Experimental

Distinguimos rápidamente la silueta pero obviamos las líneas que entretejen la trama. Siempre hay tanto por hacer. Siempre estamos resolviendo como y por donde empezar.
Las formas ligadas al deseo impuesto de querer encontrar una salida están continuamente latentes y en este caso voy a recomendarte una lista de discos que surgió como respuesta a la necesidad de huir del trajín, incluyendo el playlist cotidiano, el noticiero que tanto pretende con sus engranajes girando al vapor del caos, el tráfico y el precio del dólar.

Desde la estética terrenal que solían generar las válvulas, hasta la elasticidad de un sonido sintético, capaz de reinventarse interminablemente, esta triada de recomendaciones componen un lineamiento progresivo que nos aleja, paulatinamente, de cualquier contorno mientras que las formas buscan su espacio en la medida que no nos detengamos al análisis. Mediante la presencia de un tempo implícito en aquello que parecieran ser vagos trazos de sonidos aleatorios los artistas determinan el ritmo de su obra pero nos demandan constantemente ser maleables. Y es que ellos se han centrado en la trama más que en la silueta.

Imaginemos caminar guiados por un rastro difuso que divide al medio un extraño y enorme desierto multicolor, ¿porque no?, y poco a poco nos vamos aproximando al túnel:

 

An empty bliss beyond this WorldThe Caretaker’s

Pasamos el arco y aún hay mucha luz. Lentamente este álbum de música electrónica de The Caretaker, uno de los tantos proyectos del músico James Kirby se apodera de la ambiencia.

“An empty bliss beyond this World” fue inspirado por un estudio médico realizado en el 2010 sobre como los pacientes con Alzheimer logran un breve lapso de recuerdos, cuando estos son puestos en sintonía con el contexto de la música que escuchan. Pero lo que hace único este material no es que Kirby se encontrase haciendo música nostálgica, sino que produjo música capaz de imitar las fragmentadas e inconclusas maneras en las que nuestros recuerdos funcionan, dejando la escena a disposición del imaginario, guiando al receptor por un diseño sonoro que revaloriza la vieja estética cálida y sumamente terrenal.

Virgins” – Tim Hecker

 

A mitad del recorrido, cuando la distancia convierte la entrada al túnel en un lejano punto cada vez menos perceptible, propongo seguir con Tim Hecker. Un músico canadiense de música electrónica que anteriormente grabó bajo el apodo de Jetone, pero es más conocido por sus trabajos ambientales lanzados a través de las discográficas Kranky, Mille Plateaux, Alien8, Force Inc, Staalplaat, y Fat Cat, con su propio nombre. En esta puesta Tim Hecker está más enfocado en la performance que en los procesos. Virgins fue grabado en tres etapas durante el 2012 con un pequeño ensamble de músicos de orquesta que formaban parte del sello Bedroom Community. En esta ocasión, en vez de que la música otorgase dimensiones al espacio, es el espacio cual, ahora moldea la música.

1979 – Deru

 

Un punto al final, lejos, poco a poco se transforma en la única penumbra capaz de guiarnos hasta la salida. El viaje empieza su final con Benjamin Wynn. Un compositor americano, diseñador de sonido y productor de música. Co-propietario de The Track Team, una gran compañía de producción musical y sonora, establecida en Los Ángeles. “1979” bajo el seudónimo “Deru” representa para Benjamin, una cápsula de tiempo viviente. Para nosotros, el fin de este pequeño viaje.

Comments

comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *