8 Argumentos que los fanáticos del cine de terror siempre van a discutir

Los fanáticos del cine de terror son un grupo conocido por tener grandes discusiones por el género. Desde preguntas más amplias como ¿qué película da más miedo? o cosas más específicas como ¿quién ganaría en una batalla entre Freddy Krueger y Jason Voorhees?, los fanáticos del género les encanta discutir sobre sus películas favoritas, su asesino preferido, sub-género u otras cuestiones que realmente te hacen pensar. Amistades han terminado, golpes han sido lanzados, y se han llegado a pocas conclusiones -sino ninguna-, pero son preguntas que hay que hacer.

Con Halloween cerca, es tiempo de que el cine más terrorífico sea protagonista.

¿Qué tipo de zombie es mejor? ¿los rápidos o los lentos?

Walking-dead-zombies-lentos-rapidos

Con películas como 28 Días después o el remake de Dawn of the Dead de Zack Snyder, los zombies se han transformado de lentos cuerpos podridos a rápidos cazadores, que generan más acción que suspenso. En un enfrentamiento mano a mano, el zombie rápido puede perseguir al héroe y, según muchos, es más terrorífico que un lento, tonto y torpe no-muerto tipo The Walking Dead. Esta es una idea que ha ido creciendo en este milenio, con la continua demanda de acción continua en el cine. En realidad , el argumento realmente se basa en acción vs tensión.

La contra a este argumento dice que los zombies son terroríficos precisamente por que no se pueden mover rápido. Hacerlos rápidos los hace esencialmente como cualquier otro monstruo, y les sacas las el elemento que los caracteriza. Te acechan, te persiguen. Un zombie sólo no es realmente terrorífico, ¿pero cinco, diez, una multitud? Son más parecidos a una fuerza de la naturaleza, más como un iceberg que como un rayo. Son inevitables: te cansás, tenés que descansar, te quedás sin balas, y ellos simplemente no se van a detener. Seguirán acercándose hasta comerse tu dulce y apetitoso cerebro. Este ambiente de constante tensión es perfecto para una historia que quiere enfatizar en el lado humano. Los películas de zombies lentos, al menos las buenas, raramente tratan sobre las criaturas en sí, sino más sobre cómo los sobrevivientes reaccionan ante ellos y la parte humana (o fea) que surge de esta situación.

Tensión vs shock

Rosemarys-baby-suspenso-terror

Similar al argumento zombie, este pone al suspenso frente a la acción. Algunos argumentan que las películas más efectivas del cine de terror, son aquellas que crean un ambiente de terror, como una bruma de suspenso y tensión. Pensá en películas como Psicosis de Hitchcock o El Bebé de Rosemary de Polanski, que son realmente aterradoras, pero que realmente no tienen casi sangre o gore.

Del otro lado tenemos aquellos que prefieren baldes de sangre lloviendo desde el cielo, violencia gráfica, sustos repentinos, con monstruos apareciendo de adentro del placard. Hay, por supuesto, espacio para ambas aproximaciones en el género, ya que un tratamiento no excluye al otro. Es más, combinarlos eleva el nivel de terror, y una le suma mucho más a la otra. Mirá Alien de Ridley Scott, que tiene sangre, entrañas y monstruos, pero también es una de las películas más tensas del cine.

Freddy vs Jason

Freddy-vs-Jason-enfrentamiento

Esta discusión puede ser la más grande de todas. Seguro, los vimos enfrentarse en la gran pantalla en 2003, pero un fanático del género del terror nunca se va a cansar de debatir quién va a ganar, Jason Vorhees, el villano de la máscara de hockey y machete de la franquicia de Viernes 13, o Freddy Krueger, la creación de Wes Craven que cuenta con garras, que caza en sueños, y es el antagonista de la saga Pesadilla en la calle Elm. También se podría agregar al protagonista de  las Halloween, Mike Myers, a la lucha entre el mayor slasher del cine, pero casi siempre nos quedamos con los dos primeros.

Por un lado, Freddy es un villano inteligente y calculador que te acecha en tu mente inconsciente, convirtiendo tus sueños en pesadillas infernales, y que si morís ahí, morís en la vida real. Del otro lado, Jason está anclado al mundo real, la venganza humanizada, una máquina imparable de matar, que acecha incansablemente a sus víctimas. Ambos presentan estilos muy diferentes, igualmente aterradores. Al final de cuentas, el trofeo de personaje más terrorífico o quien gana entre los dos, queda en el espectador. Esta es meramente una decisión subjetiva, lo que significa que las personas nunca van a dejar de discutir esto, y eso a nosotros nos hace muy felices.

¿Wes Craven o John Carpenter?

John-Carpenter-Wes-Craven-directores

Hace unos meses, el género de terror perdió a un verdadero ícono, Wes Craven. Con una larga y variada carrera, el tuvo una gran influencia en las películas de terror por muchas décadas. Desde sus primeros días experimentando con La Última Casa a la Izquierda y Las Colinas Tienen Ojos, se mantuvo relevante a través de la locura de los slasher en los 80s con Pesadilla en la calle Elm, y luego generó un análisis del mismo género que ayudó a crear con las películas de Scream. Muchas veces imitado más nunca superado, Craven fue un gran ícono e innovador del género del terror.

No muchos se pueden medir con Craven, pero si hay alguien que sí, es John Carpenter. Aunque sus últimas obras han fallado comparadas con las primeras, él es el responsable de muchas influencias del género de terror que hoy son parte de la cultura pop. La franquicia de Halloween es uno de los puntos altos en el sub-género slasher, y son las películas como They Live!, The Thing, Assault on Precinct 13, que lograron trascender las barreras de los diferentes géneros, combinando terror, ciencia ficción, invasión de hogar, entre otras, convirtiéndolos en películas únicas que siguen siendo piezas vitales  en el género.

¿El género found-footage sigue estando vigente?

genero-found-footage-actividad-paranormal

“Material fílmico encontrado” sería la traducción literal. Aunque la técnica se viene utilizando desde hace décadas -tenemos Holocausto Canibal de Ruggero Deodato en 1980- no fue hasta 1999 cuando el Proyecto de la Bruja de Blair convirtió al género en una locura de masas. Permitiéndole a los realizadores trabajar con pequeños presupuestos y contando con cierta flexibilidad, el sub-género utiliza esta idea de pseudo-documental para acercar a la audiencia director al medio de la acción. Nos puede dar una conexión inmediata y visceral que envuelve a la audiencia y genera aún más empatía con los protagonistas. Tiene algunos precursores en la literatura como Frankenstein, Drácula o La Llamada de Cthulhu.

Pero cuando una película como La Bruja de Blair triunfa como lo hizo, es inevitable que surjan imitadores, y el sub-género se volvió un hervidero de películas que usan el mismo recurso, llenando las carteleras con películas que parecieran estar mal planeadas, filmadas con cámaras de mano (ahora celulares), ofreciendo actores amateurs corriendo en la oscuridad gritando por su vida. Hay algunos ejemplos bien logrados como la genial película española REC (que Hollywood arruinó en un remake), pero el género se ha desvalorizado tanto que cuando muchos espectadores escuchan “found footage”, deciden pasar a otra cosa.

El “apto para mayores de 13 años” ¿es lo peor o lo mejor que le pasó al cine de terror?

insidious-pelicula-monstruo

En el panorama actual cinematográfico, casi cualquier película persigue el “apto para mayores de 13 años”, porque hace que tu película llegue a un rango de audiencia más amplio. Esto incluye al cine de terror. Esta clasificación hace que el género tenga mucho rédito. A los adolescentes les encanta ir a ver una película de terror y que los asusten en serio, y ellos son una gran parte del bloque que va a los cines. Esto ha permitido que muchas películas de terror, especialmente a algunas con presupuestos bastante chicos, hagan mucho dinero en taquilla- sólo miren cualquier cosa que ha hecho la Productora Blumhouse: la saga de Actividad Paranormal, Sinister, La Purga-. Por un lado esto está muy bien, ya que significa que se van a realizar más películas del género…

…aunque si lo ves desde otro punto de vista, para llegar a tener esta calificación, estas películas evitan la sangre, sexo y violencia que son claves en el género del terror tradicionalmente. Algunas películas logran trabajar alrededor de estas restricciones y logran obras bastante efectivas, sin embargo otras sucumben ante la presión. Muchos puristas del horror dicen que esta movida es una traición, que diluyen al género y lo convierten en basura.

¿Los remakes arruinan la original?

Freddy-Krueger-remake-original

A estas alturas, casi todas las películas de terror destacables del pasado -y algunas no tanto- han tenido su remake. Para algunas, no es más que generar dinero para los bolsillos de los productores. Pueden llegar a ser versiones lavadas de sus predecesoras, tratando de explotar a las bases de fanáticos, y algunas veces ni siquiera logran mostrar algo nuevo o diferente al film original.

Y después existen otras que en realidad logran inyectar nueva vida a esos títulos que han estado dando vuelta por años. O tal vez renovar una franquicia que se ha desgastado después de tantas secuelas. También existen estos otros films, cuya premisa o idea era interesante para una historia, pero la ejecución dejó mucho que desear con respecto al potencial que tenía. Aún teniendo un buen remake, siempre estarán los detractores que no aceptan las nuevas versiones, por ello, mientras sigan haciendo remakes, esta discusión nunca se va a terminar.

¿Quién es la reina de las pelis de terror aka Scream Queen?

Jamie-Lee-Curtiss-reina-terror-scream-queen

Gran parte del pasado del género de terror está basado en la premisa de mujeres en apuros, aterrorizadas por un monstruo, demonio, asesino o algún otro ente terrorífico. Ya que estas protagonistas femeninas han sido una parte esencial en la mayorías de las historias, hay, como pueden imaginar, un gran debate sobre cual de estas damiselas en peligro califica como la mayor Scream Queen.

El término hace referencia a los films de terror más o menos modernos, a partir de los años 70, y cubre un rango muy amplio de actrices. También es un término que se utiliza para describir a las actrices que trabajan casi exclusivamente en el terror, como Linnea Quigley, Lindsey Felton, y otras que se han adquirido el estatus de figura de culto. Pero también aplica a otras como Jamie Lee Curtis, quien, a pesar de tener una larga carrera en muchos géneros, tuvo sus comienzos en Halloween, y siempre se la identificó con el género. Mirando todas estas consideraciones, es ver lo dificil que es llegar a un acuerdo sobre quién es la mejor Scream Queen de todas.

Ojala que hayan disfrutado el debate. Y ustedes ¿tienen algún otro debate/ pelea/ riña entre sus amigos fanáticos del terror?

Comments

comments